Sobre la educación en un mundo líquido, de Zygmunt Bauman

El jueves 3 de abril, desde las 20 horas, el sociólogo y periodista Bernabé Sarabia, nos sumergirá en la figura y obra del filósofo polaco Zygmunt Bauman, a través del análisis y debate acerca de su último libro, Sobre la educación en un mundo líquido. Conversaciones con Ricardo Mazzeo (Paidós Iberica).


En Sobre la educación en un mundo líquido: Conversaciones con Ricardo Mazzeo, Zygmunt Bauman, autor de otras obras clasificadas en la materia de teoría sociológica como Vida líquida o La sociedad individualizada, nos invita a reflexionar acerca de la difícil situación en la que se encuentran los jóvenes en la actualidad, y también sobre el papel de la educación y de los educadores en un mundo que, desde hace tiempo, ya no cuenta con las certezas que confortaban a nuestros predecesores. La capacidad descriptiva de sus conceptos de “modernidad líquida”, “vida líquida”, “miedo líquido” o “amor líquido” han traspasado el ámbito de la sociología para convertirse en expresiones empleadas a menudo en los medios de comunicación, en la política e incluso en el lenguaje coloquial. 


Enfrentados al desconcierto propio de nuestra sociedad líquida, muchos jóvenes sienten la tentación de quedarse al margen, de no participar en la sociedad.  Algunos de ellos se refugian  en un mundo de juegos online y de relaciones virtuales, de anorexia, depresión,  alcohol e incluso de drogas duras, pretendiendo con ello protegerse de un entorno que cada vez más se percibe como hostil y peligroso. Otros adoptan conductas violentas, uniéndose a bandas  callejeras y al pillaje protagonizado por quienes, excluidos de los templos del consumo, desean participar en sus rituales. Una situación que se produce bajo la mirada ciega e indiferente de nuestros políticos, y ante la que es preciso reaccionar.


Zygmunt Bauman nació en Polonia en 1925 y en la actualidad es catedrático emérito de Sociología de la Universidad de Varsovia. Su carrera académica lo ha llevado a ejercer la docencia en las universidades de Leeds, Tel Aviv y The London School of Economics, entre otras. Desde sus inicios en la década de 1970, su visión de la sociología ha reivindicado para esta disciplina un papel menos descriptivo y más reflexivo. Sus aportaciones a la conceptualización de la posmodernidad, a la qué el denomina “modernidad líquida” han sido plasmadas en diversos ensayos que le han valido el reconocimiento internacional. Bauman ha sido galardonado con el European Amalfi Prize for Sociology and Social Science en 1992 y el Theodor W. Adorno Award en 1998. En 2010 le fue concedido, junto con Alain Touraine, el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades.


Bernabé Sarabia (Madrid, 1944) se licenció en Psicología y se doctoró en Filosofía y Letras en la Universidad Complutense de Madrid. Amplió estudios en la Universidad de California en San Diego, como visiting scholar, y ha sido profesor invitado en la Universidad de Varsovia. En dos ocasiones, durante dos cursos académicos, ha sido senior member y visiting fellow del Saint Anthony's College de la Universidad de Oxford. Por otro lado, ha desempeñado el cargo de Vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Psicología Social.

Durante varios años ha tenido a su cargo la redacción de la Revista de Occidente, y ha sido director adjunto de Cuenta y Razón, así como fundador de la revista Interacción Social, de la Universidad Complutense. Es, asimismo, autor de diversas publicaciones profesionales, como el libro que lleva por título Metodología cuantitativa en España, editado en 1997 por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) y publicado en colaboración con varios autores. También ha pronunciado conferencias en distintos lugares de España y América Latina y ha colaborado en diversas revistas y periódicos diarios como ABC, El Mundo o El País. De hecho, en El Mundo escribía recientemente una reseña sobre el libro.     

La Noche de los Teatros

El jueves, 27 de marzo de 2014, se celebra una nueva edición de La Noche de los Teatros aprovechando que es el Día Mundial del Teatro. Desde La Fugitiva queremos unirnos a tan artístico festejo, para lo cual el Laboratorio de Investigación Actoral ha organizado en nuestra librería un encuentro con el dramaturgo Antonio Rojano, en el que se charlará sobre teatro, literatura y su obra Katiuskas. El acto será a las 19 horas.


En el encuentro participarán Paco Montes, coordinador del Laboratorio de Investigación Actoral y director de escena, Natalia Erice, actriz y periodista y que hará de moderadora, y Eduardo Pérez-Rasilla, Doctor en Filosofía Hispánica y profesor titular de la Universidad Carlos III de Madrid en el área de Literatura. Ha sido profesor de la Real Escuela Superior de Arte Dramático. Es crítico teatral. Ha publicado estudios de dramaturgos españoles contemporáneos. 

Además, los participantes del Laboratorio de Investigación Actoral realizarán una lectura dramatizada de escenas de la obra Katiuskas.


Antonio Rojano nació en Córdoba en 1982. De formación autodidacta, comienza a escribir teatro mientras desarrolla sus estudios de Periodismo en la Universidad de Sevilla. Con apenas 22 años, tras una beca de creación en la Fundación Antonio Gala para Jóvenes Creadores, de la que formó parte en su segunda promoción (2003-2004), escribe Sueños de arena, texto posteriormente galardonado con el Premio Nacional de Teatro Calderón de la Barca 2005 que otorga el Ministerio de Cultura.

Es autor de una decena de obras, entre las que destacan: La decadencia en VarsoviaEl cementerio de neónFair Play Katiuskas, textos por los que ha recibido diversos reconocimientos como el Premio Marqués de Bradomín, el Premio Romero Esteo o el Premio Caja España de Teatro Breve. Su obra Nací en el Norte para morir en el Sur fue traducida al inglés y leída en el Royal Court Theatre de Londres durante el verano de 2010, donde participó como dramaturgo residente becado en la 23ª Residencia Internacional. Además, ha sido invitado a participar en diversos festivales internacionales como Interplay Europe 06 (Festival de Dramaturgia Joven Europea), Festival Eutopía de Creación Joven o el encuentroVoices from Spain, intercambio con dramaturgos emergentes ingleses y españoles organizado por el Royal Court Theatre. En julio de 2012 asistió como representante español al Obrador d’estiú, participando en el taller internacional de dramaturgia de la Sala Beckett de Barcelona.


¿Y si la muerte no fuera otra cosa que ruido?

Ruido de fondo, DON DELILLO

Apocalipsis. O una nube tóxica. Eso es todo y no hace falta más: con un cúmulo que cubra el cielo de veneno será suficiente. Luz tenue. Luego, siempre viene la lluvia ácida. La naturaleza muerta y los cuerpos.

En Katiuskas no se anticipa un futuro improbable. Las potencias no han dejado de existir ni el planeta es un lugar destruido. Los supervivientes no deambulan sobre una pesadilla de cenizas, despiertos, comiéndose los unos a los otros. No es el final del camino. Sólo es una parada más. Más cercana y más real. Más probable, si lo queremos llamar así. Algunos dirán que hablamos de ciencia White Noise Penguin Classics edition coverficción… y está claro que no es un tema nuevo: infinidad de cómics, numerosos films paranoides de la Guerra Fría y unas cuantas novelas (propias de clásicos contemporáneos de la escritura como Stephen King, Cormac McCarthy o, el inextinguible, J. G. Ballard) han explorado la cuestión del nuevo robinsón que intenta sobrevivir al naufragio del planeta. A pesar de tantas otras criaturas de ficción, Katiuskas surgió de una lectura: Ruido de fondo de Don DeLillo. Allí el paisaje no es definitivo, es una tragedia temporal. Una nube tóxica ataca una pequeña comunidad americana. La familia se mantiene unida ante la catástrofe. Pero el miedo a la muerte y la paranoia, por más que se traten de esconder, serán los monstruos eternos de su aventura.


En Katiuskas hace tiempo que la catástrofe ocurrió. Como en Fukushima. La región vuelve a la normalidad (o no, nunca volverá, y si no lo creéis podéis pasear como muertos vivientes por sus calles a través del Street View publicado por un blog de The New York Times). Pero a pesar de volver al punto de partida, no hay retorno a él. El miedo permanece. Edipo en Chernobyl también se quedaría ciego. El miedo hace reflexionar al hombre, lo hace aún más solitario. Según el controvertido filósofo Slavoj Zizek en su artículo El orden social es siempre frágil, sorprende que la sociedad, como nexo de unión entre los individuos, desaparezca frente a la catástrofe:

Habría mucho que decir sobre el miedo que se infiltra 
en nuestras vidas a causa de un accidente natural 
o tecnológico (corte de electricidad, terremoto…), 
el miedo de ver desintegrarse nuestro tejido social.
Este sentimiento de fragilidad de nuestro vínculo social es,
en sí mismo, un síntoma: en el preciso lugar donde uno 
esperaría un impulso de solidaridad frente a una 
catástrofe semejante, lo que estalla es el egoísmo más despiadado.

Y este pasado 2012, aprovechando el mito y la catástrofe, parecía el momento ideal para investigar ese miedo. Con ayuda del humor. Con ayuda de una trama amorosa que demuestra nuestras altas y patéticas pasiones. Y, sobre todo, usando el mínimo común múltiplo de una muestra social: la familia que retorna a casa tras el fogonazo inesperado de claridad.

La condición humana. Recital de poesía


El sábado 29 de marzo, desde las 12 horas, os invitamos al recital de poesía La condición humana, en el que los poetas José Urbano, Rebeca Álvarez Casal del Rey, Deborah Antón e Inés Higuera Arrogante nos brindarán alguno de sus versos. Todos ellos aparecen reunidos en la antología En legitima defensa: poetas en tiempos de crisis, recientemente publicada por Editorial Bartleby.


Jose Miguel Urbano Andrés nació en Madrid el 10 de Marzo de 1974. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Madrid, en 2003 adquiere la condición de funcionario. Ha publicado la plaquette Presagios y se han incluido poemas en las siguientes antologías: Manos a la obra, Manos a la obra 2 de la Editorial Fuentetaja y Libertad tras las rejas de la  Editorial El Taller del Poeta. Asimismo ha participado en la Revista Depaso de CEPA Yucatán. Todas estas colaboraciones así como material multimedia pueden ser consultados en el blog untejadoadosaguas.wordpress.comEl sonambulista es su primer poemario donde da rienda suelta a sus inquietudes y obsesiones con fuerte protagonismo del cine, la música y los viajes. Con un lenguaje desnudo y sencillo se dirige al acantilado con los pies hacia adelante y la mirada hacia atrás.


Deborah Antón (Alicante, 1986) es licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas y actualmente está cursando Filología Hispánica. En solitario ha publicado la plaquette La caja de galletas (Barco de Ideas, 2011) y su primer poemario, Menos Amélie, más Clarissa Dalloway (Amargord, 2011). También ha participado en las antologías Manos a la obra y Manos a la obra II (Fuentetaja, 2010 y 2011), Voces en Azul (Germanías, 2012), Libertad tras las rejas (El taller del poeta, 2012) y Último Ahora (Izana, 2013). Algunos de sus poemas han sido traducidos al griego por la editorial Vakxikon.gr. Su blog es cuentagotas.wordpress.com.


Rebeca Álvarez Casal del Rey (Madrid, 1976) Publica su primer poemario en 2010, en Ediciones Amargord, donde posteriormente coordinó la colección Candela de poesía. Ha sido antologada en Blanco Nuclear(Sial) y Poetrastos (LVR), y próximamente estará en Inabsent(i)a (Nanoediciones). Participa en numerosos recitales (sobre todo en el madrileño barrio de Lavapiés), colabora en la web Culturamas y ultima su(s) próximo(s) poemario(s). En algunas librerías ya está disponible la segunda edición de su (hasta la fecha) único libro publicado, Suponiendo la cicatriz como posibilidad de la herida, prologado por Julieta Valero.


Inés Higuera Arrogante nació en Madrid el 4 de enero de 1969. Vivió toda su infancia, pubertad y juventud en Vallecas, con todo lo que ello conlleva. Estudió FP de química y posteriormente Ciencias Ambientales en la UNED, estudios que no finalizó. Actualmente y durante más de veinte años, trabaja en Inspección Ambiental. Lleva escribiendo con seriedad unos cinco años. Se publicó un relato suyo, En Alaska no hay padres en la antología de relato breve VITAMINA C, de la editorial Fuentetaja. También se ha publicado su poema El don de los sintecho en la antología Libertad tras las rejas, de la editorial El Taller del Poeta. Y por último se ha publicado recientemente su poema Sueños de Argón en la antología En legitima defensa: poetas en tiempos de crisis, de la Bartleby Editores.

En recuerdo de Ramos Sucre 1890-1930

El jueves, 20 de marzo, a las 20,30 horas homenajeamos a una de las figuras venezolanas más importantes del siglo XX, José Antonio Ramos Sucre, poeta, profesor y diplomático. Aprovechando la visita a nuestro país de Guillermo Parra, responsable de traducir al inglés la obra de Ramos Sucre, acompañado por el poeta y escritor Ernesto Pérez Zúñiga, y por nuestro querido amigo y también escritor Juan Carlos Chirinos, nos sumergiremos en uno de los más destacados escritores e intelectuales de la historia literaria de Venezuela.


José Antonio Ramos Sucre nace en Cumaná el 9 de junio de 1890. Hijo de Jerónimo Ramos Martínez y de Rita Sucre Mora, sobrina del Gran Mariscal de Ayacucho Antonio José de Sucre. Aprende sus primeras letras en Cumaná, en la escuela Don Jacinto Alarcón. En 1900 es enviado a Carúpano para ser educado por su padrino y tío paterno, el historiador y letrado, presbítero José Antonio Ramos Martínez, quien lo inició en el latín y la literatura, pero también lo apartó de los juegos infantiles. En 1902 falleció su padre, y en 1903 después de la muerte de su tío regresó a su hogar en Cumaná.

En su ciudad natal estudia en el Colegio Nacional de Cumaná, hoy Liceo Bolivariano Antonio José de Sucre, dirigido entonces por Don José Silverio González Varela. En 1908, por sus dotes excepcionales, es nombrado su asistente. En 1910 se gradúa de bachiller en Filosofía, viajando de inmediato a Caracas para iniciar en la Universidad Central de Venezuela sus estudios de Derecho y Literatura y continuar aprendiendo idiomas (griego antiguo y moderno, francés, inglés, italiano, portugués, alemán, danés, sueco y sánscrito). Al ser cerrada la universidad por el gobierno del General Juan Vicente Gómez, se ve obligado a continuar los estudios por su cuenta.
Graduado de abogado en la UCV en 1917 y posteriormente de Doctor en Leyes en 1925, no ejerce esta profesión sino que se gana la vida como profesor de Historia y Geografía Universal, Historia y Geografía de Venezuela, Latín y Griego, en liceos de educación media, como el Liceo Caracas, hoy llamado Liceo Andrés Bello. Asimismo desde 1914 trabaja como intérprete y traductor en la Cancillería.

Desde 1911 se da a conocer como poeta publicando en casi todas las revistas y diarios, sobre todo en El Universal, donde aparecieron al menos 108 de sus poemas en prosa. Reunió su obra en Trizas de papel (1921), Sobre las huellas de Humboldt (1923), ambos integrados a La Torre de Timón (1925). En 1929 publicó juntos dos libros distintos, Las formas del fuego y El cielo de esmalte.
Hombre de carácter solitario e introvertido, se dedica al estudio y a la lectura, así como a su obra poética, pero su labor intelectual es seriamente perturbada por una enfermedad nerviosa que se manifiesta en un frecuente estado de insomnio. En ese estado febril recorre las calles de la ciudad en horas nocturnas. En sus textos expresa el sufrimiento que le produce su cada vez más pronunciada fatiga mental. Afirma que el contexto artístico e intelectual venezolano es mediocre, retórico y conformista, apegado a formas estéticas degradadas. Contra esto, Ramos Sucre innova en el campo de la poesía al ser uno de los primeros venezolanos en cultivar el poema en prosa, así como el uso de varias voces poéticas en lugar del "yo" único e inmutable.

El 13 de junio de 1930, durante un viaje diplomático en la ciudad de Ginebra, se suicida al tomar una sobredosis de veronal.
Su obra, al no poder ser catalogada dentro de las corrientes literarias de su tiempo, no será tomada en cuenta hasta casi medio siglo después, cuando se le reconoce como uno de los poetas más originales y avanzados de siglo XX venezolano. Sus cartas y otros escritos son publicados mucho después de su muerte, en un volumen titulado Los aires del presagio. Su poesía en muchas ocasiones ha sido calificada de "pre-vanguardista", de hecho, colaboró con el único número de la revista Válvula, uno de los principales órganos de la vanguardia del país. Salvo la coincidencia temporal con otros autores de la misma época, la obra de Ramos Sucre no puede clasificarse en un movimiento determinado. Son los escritores de los grupos Sardio y El techo de la ballena los que, durante la década de los 60, rescatan su obra y la dan a conocer como una poesía que desafía la división rígida del género. En 2006, el escritor venezolano Rubi Guerra recibió el Premio de Novela Corta Rufino Blanco Fombona por su novela La tarea del testigo, basada en los últimos meses de Ramos Sucre en Europa.


Guillermo Parra (Cambridge, Massachusetts, 1970) ha publicado dos traducciones al inglés del poeta venezolano José Antonio Ramos Sucre, Selected Works (New Orleans: University of New Orleans Press, 2012) y From the Livid Country (San Francisco: Auguste Press, 2012). Desde 2003 escribe el blog Venepoetics, dedicado a la traducción de literatura venezolana y latinoamericana al inglés. Ha publicado dos obras de poesía, Phantasmal Repeats (2009) y Caracas Notebook (2006).
En 2013 fue el editor de un número especial de la revista digital Typo, con un dossier sobre la poesía venezolana del siglo XX en inglés. Vive en la ciudad de Pittsburgh.


Además, pondremos a la venta a un precio de oferta su Obra poética publicada en la Colección Archivos por la UNESCO y ALLCA Siglo XX en el año 2001.

La colección Archivos tiene por objeto dar a conocer los textos clásicos de autores iberoaméricanos a través de ediciones críticas de gran calidad. El esfuerzo metodológico de Archivos por dar respuesta a los interrogantes que genera un texto se inscribe en un proyecto ambicioso: preservar la memoria cultural y asegurar que la toma de conciencia de la identidad, sea plural y polisémica, como lo es su propia creación literaria.

Esta colección pone al alcance de investigadores, profesores, estudiantes y lector en general, una edición de referencia textual crítica e informativa de las obras más importantes de la literatura de América Latina y del Caribe del siglo XX. Por otra parte, reúne en un marco metodológico coherente las diferentes escuelas críticas surgidas en los últimos treinta años del siglo XX.

José Antonio Ramos Sucre compartió las tormentas estéticas e ideológicas que, en Venezuela, correspondieron al reflujo de la ola modernista y al auge de los vanguardismos. Pero apartado de toda bandería, aparecía como solitario y singular, optando por el idealismo, a veces por el esoterismo, y mofándose de la inclinación al materialismo de la intelectualidad de su tiempo. Esta edición reúne la totalidad de sus escritos, así como los textos que el escritor no había recogido en ningún libro y otros textos que los investigadores han encontrado en los periódicos de la época.

Ética social de la vida de François Houtart

El jueves, 13 de marzo, a las 20 horas, os invitamos a la presentación y el coloquio alrededor de Ética social de la vida: hacia el bien común de la humanidad. [Un paradigma Postcapitalista] del sociólogo y ex sacerdote católico François Houtart. El autor vendrá acompañado de Juan Carmelo García, Presidente de la Fundación IEPALA, responsable de la presente edición y de su anterior Agrocombustibles y Crisis alimentaria.


François Houtart (Bruselas, 1925) es ex sacerdote católico e intelectual marxista. Nieto del conde Henry Carton de Wiart (1869-1951), uno de los dirigentes del Partido Católico y pionero de la democracia cristiana, Houtart se formó inicialmente en el seminario de Malinas.

Fue ordenado sacerdote en 1949. Licenciado en ciencias políticas y sociales de la Universidad Católica de Lovaina y diplomado del Instituto Superior Internacional de Urbanismo aplicado de Bruselas, es también doctor en sociología de la Universidad lovaniense, donde fue profesor desde 1958 hasta 1990.

Entre 1958 y 1962, François Houtart coordina el trabajo de la Federación Internacional de Institutos de investigación socio-religiosa que realiza un análisis extenso de la situación del catolicismo en el contexto demográfico, social y cultural de América Latina, publicada en 43 volúmenes.

Cuando Juan XXIII anuncia el Concilio Vaticano II, Dom Hélder Câmara, entonces vicepresidente del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM) conjuntamente con Monseñor Larrain, obispo chileno, pide a Houtart sintetizar ese estudio para distribuirlo a todos los obispos en el momento de la apertura del Concilio, con la idea de dar a conocer la problemática del catolicismo latinoamericano al episcopado mundial. Desde entonces, Houtart participó como asesor de estos y otros obispos en la organización de planes de pastoral y de documentos de trabajo para las conferencias episcopales (CELAM III, CELAM IV.

Houtart ha tenido también la oportunidad de participar en la formación de una generación de sociólogos latinoamericanos que estudiaron en la Universidad de Lovaina entre los años 1960 y 1980 sentando las bases de los estudios de sociología de la religión en este continente.

También ha estado fuertemente ligado al movimiento de la Teología de la liberación, de la cual se le considera uno de sus más radicales exponentes, al punto de haber estado ligado a la revolución sandinista de Nicaragua. Por ello, Houtart no escapó a la controversia que en los años 1980 y 1990 se generó ante la condena y sanción que la Santa Sede llevó a cabo hacia esa corriente de pensamiento. Actualmente no pertenece a la Iglesia Católica.

Las voces fugitivas de Alfons Cervera

El martes, 11 de marzo, a las 20 horas, os invitamos a participar y disfrutar de una mesa compuesta por Alfons Cervera, Erich Hackl e Isaac Rosa. Los tres escritores vendrán a presentar Las voces fugitivas, título de la recopilación conocida como "el ciclo de la memoria" de Alfons Cervera, y compuesta de El color del crepúsculo (1995)Maquis (1997)La noche inmóvil (1999)La sombra del cielo (2003) y Aquel invierno (2005).


La memoria no habla del pasado sino del presente. Indagar en lo que hubo antes es una manera de descubrir lo que nos pasa. Nadie puede vivir sin los recuerdos. Otra cosa es organizarlos, reflexionar sobre lo que esos recuerdos nos cuentan: aunque sólo sea para no mentir a quienes se los narremos en un libro o donde sea. En 1995 publiqué El color del crepúsculo. Era una novela que hablaba de la “memoria histórica” cuando la memoria histórica aún no tenía nombre en la literatura española de aquellos años. Después seguiría dando vueltas por el territorio de una memoria que ha sido clausurada, primero por el franquismo, luego por la transición y finalmente por una increíble capacidad de olvido que ha sido seña de identidad de una sociedad a la que han acostumbrado al silencio, no sólo cuando hablamos de memoria sino de casi todo. A aquella novela, que cuenta el tiempo de la infancia en los años cincuenta del pasado siglo XX, poco después de la posguerra más inmediata, siguieron otras cuatro que formarían el ciclo de la memoria, nombre con el que se las conoce aquí y también en Francia, donde esas novelas son ampliamente conocidas y estudiadas en los dos idiomas. Lo mismo sucede -esta vez en castellano- en algunas universidades alemanas, inglesas, noruegas, irlandesas y de EEUU. Está bien eso de correr por esos mundos con tus novelas bajo el brazo. Ahora se presentan en un único volumen esas cinco novelas: El color del crepúsculo, Maquis, La noche inmóvil, La sombra del cielo y Aquel invierno. El tiempo histórico se mide también con las dimensiones de la ficción. Y este libro es un buen ejemplo de esa afirmación. La memoria es el relato no de lo que pasó en este país cuando la II República, la guerra civil, la dictadura franquista y la transición a la democracia sino el relato de lo que nos está pasando en estos momentos en que la crisis económica ha supuesto -en la literatura y en muchos más espacios públicos y privados- el arrumbe de los valores más humanos y parejamente, como decía Antonio Machado en las lecciones del maestro Mairena, el triunfo del cinismo. El título, Las voces fugitivas, habla de esas huidas que siempre acabarán regresando al lugar de donde salieron. El silencio y el olvido son imposibles. Para eso escribimos. Por eso escribimos. Algunos pasajes han sido revisados para esta edición. Hay aquí cinco novelas, pero el sentido de totalidad lo encontrarán ustedes si las leen todas como una sola y única historia.


Podríamos escribir una pequeña biografía sobre Alfons Cervera, pero creemos que si pincháis en la imagen lo vais a disfrutar más.

Mamut de Esther García Llovet

El jueves, 6 de marzo, a las 20 horas, disfrutaremos de Mamut, la nueva novela de Esther García Llovet. La autora vendrá acompañada del crítico cultural Jordi Costa, y de Malcolm Otero, director editorial de Malpaso Ediciones. La editorial retransmitirá la presentación en streaming, así que si no podéis venir, os animamos a participar a través del hashtag #mamutnovela o pinchando aquí.


He aquí un mundo que pertenecería al futuro si no se construyera con los temibles materiales del presente, con pesadillas sin tiempo, inagotables. La ciudad está rendida al imperio de una droga que se consumirá durante la «fiesta del milenio». La vida es un territorio donde las pastillas de mamut abren puertas que cierran caminos y hasta los éxitos fracasan poco a poco. Todos persiguen sueños en ruinas: esas búsquedas dan forma a un relato ubicado en la mejor tradición de la intriga americana y alumbran la atmósfera más angustiosa e hipnótica hoy sometida a la avidez de los lectores.


Esther García Llovet nació en Málaga en 1963 y vive desde 1970 en Madrid, donde estudió Psicología Clínica y Dirección de Cine. Ha publicado relatos en varias antologías y las novelas Coda (Lengua de Trapo, 2003), Submáquina (Salto de Página, 2009) y Las crudas (Ediciones del Viento, 2009). Colabora en medios como El País o El Asombrario.